11
Mar, Ago
1 Nuevos artículos

Montañista se sumergió en una laguna del nevado Ojos del Salado

Noticias

El experto en montaña, oriundo de Chubut, incursionó en buceo al romper una gruesa capa de hielo y sumergirse en un cuerpo de agua del volcán más alto del mundo a 6.400 msnm. Sería la primera persona en busear eb el volcán.

El volcán más alto del mundo es el Nevado Ojos del Salado, mide 6.887 metros y está ubicado en la zona cordillerana de Catamarca. La montaña sigue brindado historias, como la de unos montañistas de Chubut que antes de llegar a la cumbre, días pasados, rompieron una capa de hielo en un espejo de agua y uno de ellos hizo inmersión conteniendo la respiración y apreciando la belleza natural dentro de la laguna rodeada de bloques por 20 segundos. Sería la primera persona que realiza buceo a 6.400 metros de altura en el volcán mundialmente conocido.

Hernán Miche (42) , oriundo de Trelew, provincia de Chubut, y su amigo Lauro Gutiérrez llegaron la semana pasada hasta Fiambalá y luego emprendieron viaje al volcán; armaron un campamento a mitad de camino y el día 12 iniciaron su expedición hasta la laguna. El 13 iniciaron los trabajos, luego de ver que el clima era óptimo. Después de 3 horas de trabajar para romper el hielo pudieron llegar hasta el cuerpo de agua. 

“Hace muchos años que vengo a Catamarca a practicar montañismo, sin duda las mejores montañas son de esta provincia. En el caso del volcán es lo mejor del mundo y tiene la reserva liquida más alta del planeta; sé de muchas personas que tuvieron la idea y que intentaron llegar hasta su laguna para sumergirse, pero siempre el clima jugó una mala pasada. En febrero pasado lo intentamos pero no se pudo; habíamos realizado la aclimatación y teníamos todo para trabajar y romper el hielo pero la nieve no dejó, se complicó y ahora es nuestro segundo intento y lo logramos.

Es una laguna que está en la parte de abajo de un glaciar, se observa muy claramente, es algo espectacular; puede variar la altura de la laguna. Nosotros hicimos el primer agujero y de allí pudimos romper unos 75 centímetros de hielo hasta el agua. Perforar no fue fácil, tuvimos mucho trabajo. Esta vez llevamos un corta hielo, un cortafierro y una maza. La primera vez llevamos un tirabuzón, una especie de taladro pero no se pudo. 

La laguna me tapaba, tenía más de 1,60 metros de profundidad, el pozo fue 40 de diámetro para poder entrar. Debe quedar un metro de cada orilla, es lo que pude estimar pero el hielo es mucho”, detalló.

En cuanto a la consulta de si tomó conocimiento de la dimensión de la hazaña, por tratarse del primer montañista en realizar el desafío de bucear en una laguna a 6.400 msnm, Miche no solo dejó de lado los récords, sino que remarcó que no fue muy preparado. De hecho, el traje que llevaba era húmedo y no tenía oxígeno para poder bucear y poder apreciar un poco más la belleza natural.

“No tenía tubo de oxígeno, ni un traje especial para poder seguir buceando pero lo logramos, es lo importante. Fueron varios segundos en los que pudimos ver la laguna por dentro. Tenía que relajarme y concentrarme por los ritmos cardíacos, estaba sumergido en agua muy fría, por eso aguanté poco. Es la primera vez que hago algo así”, contó el montañista.