16
Lun, Sep
4 Nuevos artículos

Censo 2020

Noticias

Ya se llevaron adelante varias pruebas piloto, y muchas personas están trabajando y puliendo detalles para el gran Censo 2020.

Sólo diez veces en la historia, se realizaron en Argentina censos nacionales, una tarea enorme que ofrece información vital, no sólo en materia estadística, sino para determinar prioridades y definir políticas de acción.

Mucho ha cambiado desde el primer censo formal, que se concretó en 1869, y los avances tecnológicos y cambios culturales se reflejarán en la próxima gran encuesta.

Las elecciones, el próximo cambio de Gobierno nacional y los vaivenes económicos acaparan la agenda pública, pero el país se acerca a un acontecimiento trascendente, para el cual ya se está trabajando: el Censo 2020.

El censo nacional, que se realiza cada diez años, se encarga de relevar las principales características de las personas, hogares y viviendas del país con el fin de cuantificarlos y observarlos en un momento determinado. El relevamiento implica un conjunto de operaciones que consisten en recoger, recopilar, evaluar, analizar y publicar o divulgar de alguna forma características habitacionales de los hogares y datos demográficos, económicos y sociales relativos a todos los habitantes. Es un censo “de hecho”, o sea que es como una gran fotografía de la población tomada en el día en que se efectúa el relevamiento, que es el día de referencia. A través de ella podemos saber cuántos somos, qué tenemos y qué necesitamos.

Las características esenciales de la muestra son:

– Empadronamiento individual: supone que cada persona se enumera por separado en el contexto de su hogar y la vivienda que habita.

– Universalidad: se refiere al hecho que abarca todo el territorio nacional.

– Simultaneidad: significa que el momento del censo constituye una fecha o un período determinado de tiempo bien definidos.

– Periodicidad: remite al hecho que el censo se levanta a intervalos regulares, pues esto permite la comparación de datos en el nivel nacional e internacional; de acuerdo a los compromisos asumidos internacionalmente, Argentina debe realizar los censos cada 10 años.

Luego de que se procesan los datos obtenidos, la muestra sirve para:

– Formulación, ejecución y evaluación de políticas sociales y para la asignación de las partidas presupuestarias que recibirá cada provincia.

– Establecimiento del número de representantes ante las legislaturas nacional, provincial y municipal.

– Satisfacción de las necesidades de información, actores sociales y entidades representativas.

– Investigación científica en el área de las ciencias sociales y comparación de datos en el nivel nacional e internacional.

Para que un censo sea de utilidad debe:

– Contar a la población exhaustivamente.

– Proporcionar información estadística que caracterice a la población y a las viviendas mostrando su distribución espacial.

– Proporcionar información a niveles geográficos pequeños.

– Permitir la construcción de marcos de muestreo.

– Generar la base cartográfica para referenciar la información.

– Permitir la comparabilidad tanto nacional como internacional.

La entidad nacional encargada de realizar los Censos Nacionales de Población, Hogares y Viviendas en la República Argentina desde 1968 es el INDEC (acrónimo de Instituto Nacional de Estadística y Censos), que es un organismo público que brinda la dirección técnica de todas las estadísticas oficiales del país. ( informe de diario esquiu)